Empresario argentino que huyó de Ucrania y ayudó a evacuar a las familias de sus empleados

Ricardo Fernández Nuñez es propietario de Vinos de la Luz, un grupo vitivinícola internacional que tiene bodegas en Argentina, España e Italia. Y desde hace varias décadas tiene negocios en Ucrania y Polonia. En la noche del pasado sábado logró coordinar un operativo para sacar de Kiev a sus empleadas y a las familias de sus empleados ucranianos. Ya también tuvo que abandonar el país en el que se instaló hace 25 años.

“Este sábado por la noche terminamos el operativo que fue sacar a las familias de Ucrania. Eran mujeres empleadas porque los hombres no pueden salir pero nos encargamos de traernos a su familia, mujeres e hijos”, relató Fernández Nuñez en diálogo con Radio Rivadavia. El empresario está instalado en Varsovia, donde también tiene parte de sus empresas.


“Tenemos una organización multilateral. Somos productores de vino y tenemos producción de alimentos. Hoy en Ucrania hemos dejado 30 empleados. La empresa está cerrada fésicamente pero los 30 empleados continúan trabajando en sus casas”, explicó.

“La mayoría de esa gente quedó en Kiev, porque lo hombres no pueden salir del país. Los empleados que estaban en el interior son varones y han sido convocados al ejército regular o a las fuerzas de autodefensa”, dijo.


Con respecto a la salida de Ucrania de sus empleadas y las familias de ucranianos que trabajan en su empresa, Fernández Nuñez señaló que fue “un operativo con bastante suerte”, ya que contaron con el asesoramiento adecuado sobre cómo y por dónde debían hacer el cruce de Ucrania a Polonia.


Fernández Nuñez indicó que llegó a Ucrania por primera vez en 1998, unos cuatro años después de la independización del país. “Yo estoy en Europa del Este poco después de que se cayó la Cortina de Hierro. Y la residencia permanente la tengo desde hace ocho años. Estoy en Varsovia y tenemos una organización muy grande con mucha gente”, detalló.


“Los hombres grandes como yo, ya tendríamos que estar retirados. Yo tengo a mis hijas y nietos en la Argentina. Tengo bodegas en España, Italia, Mendoza, en el Valle de Uco, y negocios de distribución en distintas partes del mundo”, destacó.

El empresario calificó a la invasión a Ucrania como una “guerra totalmente injusta, salvaje, ridícula, absurda e hipócrita”. “No hay calificativo para nombrar a esta persona que declaró la guerra, a este Hitler del sigo XXI. Es una guerra étnica y una guerra de expansión”, señaló.


“Putin dijo que las sanciones que le impuso Occidente son una declaración de guerra. Putin es leíble hace muchos años. Cuando empezó a decir que Rusia era la madre. Que Ucrania debía ser de Rusia. Después logró que Ucrania se alejara de la Unión Europea, él llamó a Víktor Yanukóvich (ex presidente de Ucrania) con promesas de programas y ahí nomás vino la Revolución del Euromaidán. Lo primero que hizo Putin fue invadir y anexar Crimea, en 10 días. Sublevó dos provincias separatistas y empezó en mayo del año pasado a rodear a Ucrania con tropas”, resumió el empresario.


“Ucrania se desganó diciendo ‘cuidado con este tipo que va a terminar invadiendo’. Lo que pasó en los últimos dos meses es la ejecución de lo que él decía. Decía que Ucrania no tenía la capacidad para ser una nación”, señaló.

En 2020, en el comienzo de la pandemia, Fernández Nuñez ayudó a varias familias argentinas que habían quedado varadas en Ucrania a regresar al país a través de un vuelo privado.



Artículo y foto tomados de www.infobae.com





5 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo